Falta de compromiso, falta de ética

Fecha: 14 noviembre, 2018 por: dariomartinez

No hace mucho se aprobó una propuesta en el Congreso de los Diputados que por excepcional fue noticia. Contó con el poco frecuente apoyo de los cuatro grandes partidos representados en la Cámara Baja. ¿Qué contendido pudo atraer las simpatías de grupos tan abiertamente enfrentados e ideológicamente dispares? Dicho acuerdo no era otro que el colocar la primera piedra para que la Filosofía volviera a ocupar su espacio en el ámbito educativo no universitario. Se reconocía el error cometido en la LOMCE y se proponía una estructura de tres años. El objetivo era dar una mínima continuidad y una necesaria obligatoriedad en lo que se consideran saberes de nuestra tradición occidental relacionados con la verdad, la realidad, el conocimiento, el bien, la justicia, etc. Dicha estructura debería iniciarse con una materia tan comúnmente utilizada en nuestros espontáneos discursos y a la vez tan desconocida como es la Ética. Pues bien, el hacer de la labor propia de un gobierno se mide, entre otras cosas, por su grado de compromiso con lo prometido. En la propuesta educativa presentada para la elaboración de una nueva ley educativa no se recoge nada que tenga que ver con una materia seria, en cuanto a sus contenidos y a su tiempo, relacionada con la Ética en 4º de la ESO. Los ideólogos del socialismo español por el momento guardan silencio ¿Por qué sus voceros se desentienden del asunto? ¿Por qué se toman estas medidas y no hay ni un atisbo de rubor? ¿Por qué no se hace lo que se dice y se aprueba en el congreso? ¿Por qué se dice lo que no se hace en el ejercicio del poder? Podríamos decir que es un simple caso de mentira política, tan familiar que resulta por habitual parco en interés. Pero el problema alberga más calado. Nuestros gobernantes se encuentran situados en una posición de saber tan elevado que impide que el resto de los ciudadanos podamos siquiera acceder a él. Su saber es sectario, exclusivo, y es además un saber gnóstico que sólo pueden los privilegiados conocer, especialmente vía fe, que no razón. Por lo tanto están en condiciones de incumplir cuando les plazca, y están en condiciones de no tener que rendir cuentas porque el que ha de escuchar simplemente no sabe.

Así pues, no se introduce la Ética porque su conocimiento es natural, espontáneo, especialmente si uno se adhiere a una posición socialdemócrata errática como es la del actual partido en el poder. Es obvio que en el campo de la educación seguimos dirigidos por iluminados. La sombra de Wert es alargada.

 

 

 

 

 

 

 

 

“Decálogo del hombre que nunca maltratará”

Fecha: 8 marzo, 2018 por: dariomartinez

“Decálogo del hombre que nunca maltratará”

1.- La generosidad* guiará su conducta

2.- Evitar prejuicios u opiniones infundadas sobre la mujer

3.- La autoestima elevada y el egoísmo no son virtudes

4.- Asumir responsabilidades

5.- No iniciar una relación de pareja bajo el paraguas de la desigualdad

6.- Reconocer que devaluar a la mujer no significa dignificar al hombre

7.- Ser libre** para compartir, si es el caso, el cuidado de un hijo

8.- No debe colaborar con su silencio en los casos de violencia machista

9.- La agresión sobre la mujer es un error condenable del que no cabe arrepentirse

10.- El maltrato debe ser reconocido y expiado

 

* Principio ético espinosista que dice: haz que tus acciones encaminadas a los demás contribuyan al enriquecimiento de su persona, es decir las hagas más alegres o mejores siendo útil.

** Libre. Una persona es libre cuando es causa necesaria de todo aquello que le conduce a la alegría, la hace mejor, en tanto que miembro de una sociedad de personas.

 

 

La ética de Spinoza hecha realidad: Quini

Fecha: 1 marzo, 2018 por: dariomartinez

Falleció un hombre engalanado en la virtud de la fortaleza. Es una virtud de los menos, es de los sabios, y lo es porque necesita ser protagonizada por una persona modesta. Quini lo era, todos sabían que lo era. Ser modesto es no acabar chapoteando en el fango de la gloria, en el semillero del error y de lo cambiante a ritmo de montaña rusa. Quini no era un famoso altivo, distante y soberbio, todos sabían que no lo era.

Ser sabio es conocer lo necesario y luchar por ser (conatus), luchar con nuestras armas en pos de la vida, es superar el error que nos conduce al no ser, a la tristeza gobernada por los afectos en forma de sinsentidos ruines, afectos que nos deterioran, que nos deshacen inexorablemente como personas. Dos cánceres, uno de colon, otro en la cabeza pudieron doblegarlo, pero lucho y sí: triunfo, alcanzó la alegría, y lo hizo como mejor sabía: en el Molinón, ante los suyos, ante su mejor escaparate frente a los demás, con la modestia del sabio. Quini era firme, todos sabían que lo era.

En una fatídica tarde de verano perdió a su hermano tras un acto de generosidad de tal magnitud que yendo más allá de la verdadera sabiduría hizo que se sometiera al olvido de la firmeza, falleció salvando de las fauces del mar a tres imprudentes y jóvenes bañistas. Perdió a su hermano y compañero de equipo en un momento cuando menos inoportuno. Quini se rehízo como persona, en su recuerdo su hermano, en su persona los Castro. Quini era firme, todos sabían que lo era.

Entre medias, un secuestro, una vida propia arrebatada en vida y condenada al sufrimiento de un zulo. Con miedo, pensando siempre en los suyos, fue rescatado por un país que lo buscaba porque simplemente lo quería, porque simplemente reconocía en él a una buena persona. Quini volvió a ser dueño de su vida, como sabio supo perdonar, supo que los otros reconociesen su error, ¡qué grande!, ¡qué difícil! Quini era firme y generoso, todos sabían que lo era.

Ser sabio es conocer lo necesario y luchar por el ser de los demás, ser útil a los demás porque no hay nada más útil para el hombre que el hombre (dejemos a Dios a lo suyo). Nos dice Spinoza en su ética: “los hombres que se gobiernan por la razón, es decir, los hombres que buscan su utilidad bajo la guía de la razón, no apetecen para sí nada que no deseen para los demás hombres, y por ello, son justos, dignos de confianza y honestos” Esta acción práctica es la generosidad, es la virtud que se adueña del deseo racional por hacer del otro mejor persona. Como jugador perseguía lo mejor para sus compañeros, ellos hicieron grande a Quini, Quini les hizo grandes a ellos, y vaya si lo hizo. Ellos fueron grandes porque Quini también los hizo grandes, su generosidad fue limitada sí, pero llegó al límite humano. Deja los terrenos de juego, pero no deja a los que quieren disfrutar y hacerse buenas personas en el campo; está allí, con los más pequeños, con los que buscan un camino, un itinerario de estrellas que les conduzca por el proceloso mar de un mundo, el del fútbol, desconocido. Quini era esa generosa brújula que nunca faltó en Mareo. Quini era generoso, todos sabían que lo era.

Las etapas de la infancia son alegres, los niños están llenos de horizontes por conocer, están llenos de ganas de vivir, son felices. Pero no es el caso de todos, para ellos había un hombre generoso, para aquellos que sufren una dolencia tan grave como el cáncer, para aquellos niños que han de mudar del parque y la piscina su vida a la cama de un hospital en el área de oncología, para ellos hay la presencia, la sonrisa de un hombre: Quini. Quini era generoso, y todos sabían que lo era.

Muchos son las personas con síndrome de Down. Los que personalmente conozco son del Sporting, miento: son de Quini y lo son por sus méritos, méritos reconocidos desde la bondad y la modestia de una estrella triunfadora que es como ellos, que lo perciben como ellos porque era un persona comprometida con lo que prometía, era una persona que estaba con ellos, con una llamada de aliento, con un abrazo, con una eterna sonrisa imposible de olvidar. Quini era generoso, y todos sabían que lo era.

El amor de Quini era útil, y lo era porque nos hacía mucho mejores, nos hacía creer que podíamos ser como él. Sus acciones lo elevaron a mito, pero no un mito de pacotilla confuso y dominador, sino la de un mito claro, transparente, iluminador, necesario. Quini era sabio porque se preocupó de lo más importante: de la vida. Y esto sólo a hombres como a él los convierte en seres realmente merecedores de la categoría de felices. Hombres que como muy bien sabía el safardí Spinoza eran los menos. Quini era feliz, todos sabían que era feliz.

A diferencia de otras éticas, la de Spinoza es posible hacerla realidad. Quini la hizo, y la hizo, al menos aquí en su tierra eterna. En nuestro recuerdo su presencia.

 

 

 

 

Ética, ciencia y tecnología. Inicio ESO

Fecha: 10 febrero, 2018 por: dariomartinez

TEMA 5: Los valores éticos y su relación con la ciencia y la tecnología

I.- Introducción

La ciencia de la que hablaremos es la moderna, es la que se hace en los laboratorios. Es experimental, se acude a los hechos para confirmar la verdad de las hipótesis que propone a la hora de intentar solucionar un problema. Para asegurarse del éxito el experimento ha de repetirse y comprobar nuevamente que el resultado es el mismo. De la labor científica deriva la tecnología. Si la ciencia la hacen los científicos, la tecnología la fabrican los ingenieros. Inicialmente, allá por el siglo XIX y coincidiendo con la revolución industrial, esta nueva forma de hacer ciencia servía para mejorar los resultados económicos de las empresas y para investigar en armas que permitirián el poder político de las naciones: Inglaterra, Francia, Alemania, EE.UU., etc. Ahora se intenta también orientar al bienestar humano, de ahí que se pueda decir que con ellas se logra el tan ansiado progreso que se materializa en un mayor grado de felicidad: nos permiten evitar dolores innecesarios, acortan tiempos, eliminan distancias, facilitan el conocimiento, se universaliza un mayor contenido informativo, pueden alargar la vida, aumentar la producción, mejorar la distribución y venta de mercancías, mayores ofertas de ocio,  etc. Pero del otro lado está una exigencia de competitividad jamás concocida que genera miseria, desertización, migraciones masivas, contaminación, conflictos bélicos, cambio climático, etc.

Hagamos un ejercicio de reflexión (dos métodos: tecnológico y bibliográfico).

Comparemos, imaginémonos, a través de unos productos tecnológicos cotidianos la diferencia de la vida actual con la de hace 100 años. ¿De los objetos de la siguiente lista cuáles no existían hace un siglo?

Bicicleta                             Ordenador                  Radio

Teléfono móvil                   Televisión                   Telefono

Lavadora                            Bombilla                     Bolígrafo

Lápiz                                   Libros                        Tableta

Tren                                    Barco                          Avión de reacción

 

Una vez respondido, reflexiona y describe las diferencias más notables que crees que podía haber entre la vida de hoy y la de hace un siglo. ¿Cuál crees que es el elemento diferenciador?

2.- Las dos cara de la ciencia y la tecnología

Es obvio que los cambios que se han experiemnteado en el mundo han sido profundos y muy rápidos. Las ciencias y sus naplicaciones tecnológicas nos han aportado mejorías en nuestra calidad de vida, pero también presentan su lado oscuro, tienen sus consecuencias negaticvas. Las ciencias y las tecnologías no son neutrales, estan sujetas a valoraciones éticas, morales, jurídicas, económicas, políticas muy complicadas. Es decir debemos valorar su utilidad, su eficacia, pero también su impacto sobre la salud y el bienestar de las personas, así como sobre el medio ambiente.

Todo artefacto tecnológico instalado en lo cotidiano, todo equipamiento orientado al sumnistro energético, ha de pasar por el filtro de la reflexion a la hora de poder prudentemente y racionalemente saber sobre su idoneidad o no. Deberíamos por tanto preguntarnos siempre: 1.- ¿Es bueno, nos hace mejores personas?, 2.- ¿Es justo, a quién favorece, a una mayoría o a una minoría?, 3.- ¿Cuánto cuesta, supone un ahorro para todos o no?, 4.- ¿Quién lo decide, es ajeno “al tanto tengo tanto puedo”?, 5.- ¿Es respetusoso con el medio ambiente? , 6.- ¿Qué derechos de tercera generación cobran mayor protagonismo en la película? Sobre estas cuestiones reflexionaremos en el aula y el cuaderno entregado a cada uno de los alumnos,  para ello nos ayudaremos del visionado de la película Cenizas del cielo, con ella podremos comprobar que los efectos de la puesta en marcha de procesos tecnológicos orientados al suministro de energía no son tan buenos y neutrales como se cabría esperar, las tensiones sociales, los problemas de la gente no desaparecen por la llegada de la ciencia.

3.- Ventajas e inconvenientes de las tecnologías

Es obvio que con las ciencias muchos problemas se logran solucionar, pero es evidente también que el aumento de conocimiento y el aumento de bienestar social entendido como menos esfuerzo humano a la hora de realizar esfuerzos acarrea nuevos problemas, nuevas tensiones sociales. Por ello es necesario establecer límites y controles legales a la actividad científica, si bien estos van por detrás de sus avances y cada vez son más complejos, más díficiles dadas las nuevas posibilidades reales que se están abriendo. Con todo, y por convección, debemos fijar como límites aquellos que garanticen los derechos humanos, la dignidad de la persona y valores éticos como: libertad, igualdad, justicia y paz, en definitiva que garanticen la vida de uno mismo (firmeza ética de Espinosa) y a la vez promuevan la generosidad  o lo mejor para el desarrollo personal de los demás individuos entendidos todos ellos como sujetos de derecho (generosidad según la ética de Espinosa). Por tanto se ha de procurar legislar de tal modo que se vele por los derechos individuales recogidos en los DD.HH y este mecanismo de derecho garantice que esto se cumpla en un mayor número posible de personas.

Tras lo visto. Realiza las siguientes tareas.

Lee detenidamente el siguiente listado de innovaciones, algunas son reales, otras no. Procede a clasificarlas según creas que son moralmente buenas o malas, justifica en cada caso la respuesta:

a)      El trasplante de órganos

 

b)      Los vientres de alquiler

 

c)      El trasplante de cerebro

 

d)     Una máquina que sabe si dices la verdad

 

e)       Una máquina, un robot, que sustituye a personas en el trabajo

 

f)       Uso de embriones para poder manipularlos con el fin de elegir por parte de los padres el sexo o la inteligencia de los futuros hijos.

 

·         Recuerda, muchos de los caso expuestos no son ni tan siquiera éticos, son bioéticos y la bioética se entiende como gestión humana de la vida humana desde el inicio hasta el final, bien sea con el objetivo de promocionar la vida: fecundación in vitro, o con el objetivo de eliminarla: aborto o eutanasia.

Resumiendo:

1) ¿Qué diferencia hay entre ciencia y tecnología?

2) ¿Cuándo surgió, a qué momento histórico corresponde?

3) ¿A qué aspectos de nuestra vida afectan los cambios técnicos y científicos? Puedes acudir al caso del Spinner

4) ¿Qué criterios debemos seguir para saber si una tecnología es buena o es mala? Piensa nuevamente en el popular Spinner

 

El nuevo juguete de los jóvenes españoles, año 2017. Tan efímero que hoy ya es pasado, y por supuesto ridículo, año 2018.

Listado de derechos humanos de tercera generación

Los derechos humanos de tercera generación son una actualización de la Carta de 1948. Están motivados por una serie de preocupaciones globales propias de finales del siglo XX y principios del XXI, como el deterioro del medioambiente y sus efectos negativos en la calidad de vida de las personas.

Estos derechos han sido incorporados progresivamente en una lista tras numerosas cumbres y encuentros mundiales. Los enumeraremos y estos son:

1.- Derecho al desarrollo sostenido.

2.- Derecho a la autodeterminación de los pueblos.

3.- Derecho a la paz.

4.- Derecho a la protección de los datos personales.

5.- Derecho al patrimonio común de la humanidad.

6.- Derecho a gozar de un medioambiente sano y no degradado. Todas las personas tienen derecho a disfrutar de ambientes sanos, limpios y sostenibles, a respirar aire puro, a disponer de agua limpia y alimentos no contaminados, no se recoge en la Declaración Universal de los Derechos Humanos. En 1948, cuando se aprobó, la sensibilidad medioambiental era prácticamente inexistente, por lo que no es extraño que no se planteara entonces la necesidad de incluir de forma explícita.

Es obvio que el deterioro del medio ambiente no favorece ni el progreso social ni contribuye a elevar el nivel de vida de la humanidad, al contrario. Algunas catástrofes acaecidas desde entonces y la incidencia sobre el medio ambiente de la forma de vida insostenible de los países más desarrollados (a los que el resto se quieren equiparar) hacen todavía más evidente la necesidad de los derechos (y deberes) relacionados con el medio ambiente. El accidente de la central nuclear de Chernobil en 1986, los constantes vertidos de petróleo a los océanos, el trasiego de residuos tóxicos hacia Tercer Mundo, la deforestación de las selvas tropicales, la desertización de amplias zonas de la tierra, el agujero de la capa de ozono, las emisiones de dióxido de carbono a la atmósfera, las lluvias ácidas, el deshielo de los glaciares…

La lista de los derechos humanos de tercera generación no es absoluta, sino todo lo contrario: está en permanente transformación. Y así se han incorporado actualmente:

7.- Los derechos relacionados con los avances que se han producido en ingeniería genética.

http://www.amnistiacatalunya.org/edu/es/historia/dh-futuros.html

 

4.- ¿Dueños o esclavos de las tecnologías?

Nos decía Ortega y Gasset que “la tecnología es el esfuerzo humano para no hacer esfuerzos”. Bien mirado el poder que encierran las tecnolgías desde este enfoque es enorme, puede atrapanos en el instante, en la inmediatez de tal manera que renunciemos inconscientemente al esfuerzo que requieren muchos de los conocimientos que puden sernos útiles para afrontar los retos de la vida. De este modo observamos como muchas personas depositan de forma perversa y adictiva todo lo que ella es en las nuevas teconologías. Dicha patología las convierte en esclavas, en individuos que se ven dominados hasta tal punto que inician un trayecto de despersonalización, de desconexión con la sociedad, imparable.

¿Cómo se llega a la adicción a las nuevas tecnolgías? La mayoría de los usuarios de las nuevas tecnologías las empelan con normalidad. Hablamos de tecnologías como los ordenadores, las tabletas, los móviles, etc. Con todo podemos destacar algunos factores de riesgo:

a)    Un ambiente familiar poco adecuado.

b)    La falta de comunicación con los más allegados, faniliares y amigos. Aislamiento social o no participación en los proyectos sociales en marcha.

c)    Baja autoestima, inseguridad, especialmente en la adolescencia. En ocasiones también por falta de reconocimiento, fruto de la inercia: “voy a mi bola”.

d)    Falta de habilidades sociales y problemas para enfrentarse a los problemas.

Lee el siguinte artículo extraído de la prensa y contesta:

Menores enganchados.

ALFONSO TORICES |  MADRID.12/05/ 2017. El comercio

 

“Los máximos responsables de Proyecto Hombre se unieron ayer a los muchos expertos y organizaciones que han comenzado a dar la voz de alerta ante el enorme crecimiento de los casos de menores enganchados a internet. El número de afectados, aclararon, todavía es bajo, pero lo preocupante es el vertiginoso ritmo de crecimiento. Tal es la magnitud del fenómeno que esta organización, que ayuda cada año a rehabilitarse a 17.000 drogodependientes, decidió dedicar esta semana sus jornadas anuales sobre adicciones de forma monográfica al problema de los chicos atrapados por la red.

Los casos de menores que acuden a Proyecto Hombre en busca de ayuda por su adicción a internet, de entre 13 y 24 años, se han multiplicado casi por veinte en solo tres años. En 2013 se trataba de un tipo de demanda anecdótica, con solo tres atenciones. En 2016 sus especialistas ayudaron a 51 jóvenes con serios transtornos por pasar hasta 12 horas diarias colgados del móvil, la tablet o el ordenador. Los cuatro años ya suman 128 atenciones, en constante aumento, que han pasado de la nada a ser el 2,8% de casos que atienden en sus 27 centros repartidos por todo el país.

El perfil de los afectados es el de un chico de entre 16 y 17 años, en el 80% de los casos todavía estudiante, la mayoría (el 65%) sin otras adicciones a drogas, que acude a Proyecto Hombre empujado por su familia, que ha detectado en él serias alteraciones del comportamiento (baja autoestima, aislamiento social y agresividad) que han generado conflictos familiares, rupturas de relaciones y fracaso escolar. Solo el 7% llegó por propia iniciativa y el 73% de los demandantes de ayuda fueron varones.

Se trata de chicos, según los estudios monográficos hechos por Proyecto Hombre entre escolares de Cádiz y Valladolid, que han crecido con un ‘smartphone’ con conexión a internet en la mano -el 74% lo tiene entre los 10 y los 14 años y el 20% incluso antes de los 10-, que de forma muy extendida los utilizan cinco o más horas al día, y que en un alto porcentaje son poco conscientes del riesgo del abuso de estas tecnologías”.

 

1.- ¿Qué problema padecen los jóvenes que van al Proyecto Hombre?

2.- ¿Son ellos los que voluntariamente acuden a dicha asociación o no? ¿Por qué?

3.- ¿En un futuro próximo este fenómeno irá a más o a menos? ¿Sabrías decir por qué?

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Temas 1/2. Sobre la persona y la ética

Fecha: 7 febrero, 2018 por: dariomartinez

 

Temas 1/2: Sobre la persona y la ética

 

A.- ¿Cuándo nace y qué características tiene la idea de persona?

Nace en la Grecia clásica, hacia el siglo VI y V antes de Cristo, la persona va asociada al teatro, entendido originariamente como lugar para ver. El personaje en las obras de teatro griego portaba una máscara, de este modo era reconocido por el conjunto de los espectadores. Esto se producía por dos motivos:

 

a)    por la imagen que servía para identificar al personaje, es decir por su máscara

b)    por su voz, por lo que dice, por su palabra.

 

Así pues, la persona originariamente es: imagen, voz y reconocimiento social. Somos por lo que hacemos y esto nos confiere libertad siempre y cuando me constituyan en mejor persona (definición de libertad: ser causa necesaria de aquello que me constituye en mejor persona en el interior de una sociedad de personas), por lo que decimos y que nos compromete y por la imagen que permite reconocernos como únicos, como diferentes e irrepetibles. Si no somos reconocidos no somos personas o simplemente somos uno más cuando no nos comprometemos con nada. Y somos reconocidos por nuestra familia (cada vez más diversa por sus usos, costumbres, normas de convivencia o miembros que la integran), amigos, vecinos, profesores, compañeros de equipo, etc. Luego quitarnos la palabra, quitarnos la imagen ocultándonosla es un acto indigno que quita dignidad a la persona, y se la quita porque la despersonaliza, porque pasa a ser un individuo no igual y a la vez inferior.

 

 

IMAGEN (YO/NOSOTROS)                                          VOZ O PALABRA (YO/NOSOTROS)

 

PERSONA

 

RECONOCIMIENTO SOCIAL (ELLOS)

 

 

1.- ACTIVIDADES

1.- ¿A cuál de los siguientes seres consideras como persona?

 

SER    PERSONA                                           NO SER PERSONA
Tu mascota

Un bebe recién nacido

Una anciana

Un esclavo

Un mendigo

Un robot que habla y con figura humana

Un enfermo en estado vegetativo

Un enfermo de Alzheimer

2.- ¿En qué te has basado para hacer esta clasificación? ¿Coincide con la de tus compañeros?

3.- ¿Qué elementos nos constituyen como personas?

4.- ¿Podemos ser personas dignas y de pleno derecho si se nos oculta el rostro o se nos impide hablar? Razona la respuesta

 

B.- Somos algo más que animales, tenemos dignidad

El que seamos personas nos eleva por encima de nuestra condición de seres humanos, somos algo más que naturaleza, somos seres sociales en cuyo seno nos dotamos de derechos y de deberes y esto nos dignifica. Al margen de la sociedad y de unas normas, leyes,  de convivencia por todos asumidas somos seres naturales o meros animales. Dignidad es elevación, es dotarnos de unos valores que permiten que seamos reconocidos y que a la vez nos protegen, quitarnos la dignidad es deshumanizarnos. Estas normas impiden que nos comportemos siguiendo nuestros impulsos, nuestras pasiones, y, a la vez, facilitan el autocontrol, el respeto a todos los niveles. Dicho respeto puede ser destacado en cuatro niveles:

 

1.- sexual, dichas relaciones han de estar presididas por la responsabilidad y ser ajenas a cualquier tipo de coacción

2.- verbal, va desde el saludo al intento por argumentar racionalmente con el fin de hacer comprender al otro su error. Este respeto es ajeno al insulto o a cualquier imposición derivada de lo que conocemos como violencia gratuita.

3.- mental, hemos de ser comprensivos con otros que piensan de modo diferente o que tienen una cultura ajena a la nuestra. Y para no caer en el peligro que encierra el relativismo cultural (doctrina que considera que toda manifestación cultural en tanto que es propia de un grupo humano debe ser respetada y valorada de modo individual, esto es: no hay culturas superiores o moralmente mejores, todas son iguales) deben servirnos como guía orientadora los derechos humanos, y concretamente el respeto por la vida y la generosidad para procurarle al otro todo aquello que pueda favorecer su desarrollo personal.

4.-material, debemos respetar la propiedad privada y la propiedad pública.

 

La libertad y la persona van de la mano y cobran especial importancia en el tránsito que va de la adolescencia a la madurez en tanto que individuo adulto, y es así porque a partir de este momento uno es responsable de lo que dice y de lo que hace, asume las consecuencias de sus actos y de sus promesas, las hace propias y constitutivas de su personalidad.

 

2.- ACTIVIDAD

1.- Recoge y explica un caso concreto en el que no se respete cada uno de los niveles de convivencia arriba señalados

2.- Define: dignidad, persona, libertad.

 

C.- Dimensiones de la acción práctica personal

En definitiva son dos los planos en los cuales desplegamos nuestras acciones en tanto que miembros de una sociedad de personas.

Un primer plano es del ámbito propio de la ética. En él vienen recogidas aquellas acciones que van encaminadas a resolver conflictos que nos repercuten individualmente y que tiene el sello propio de nuestra responsabilidad. El principio básico que preside nuestras acciones es el de la fortaleza, esto significa que procuramos racionalmente permanecer en nuestra existencia e incluso conducir nuestras acciones hacia lo mejor en tanto que personas (alegría para Espinosa); tiene dos cauces de desarrollo, primero hacia uno mismo, se llama firmeza y consiste en procurar mantenernos vivos, el acto más alejado de la virtud ética hacia uno mismo es el suicidio, segundo hacia los demás, se llama generosidad y consiste en procurar con nuestros actos que la otra persona se realice como tal, el acto más alejado de la virtud ética hacia la otra persona es el asesinato dada su condición de irreversibilidad.

Un segundo plano es el de la moral. Nuestras acciones son en nombre del grupo al que se pertenece, ya sea religioso, político, deportivo, etc. y se ejercen atendiendo a las normas dominantes, a la costumbre o las conductas de la grupo.  El sujeto de las acciones, sin desaparecer, se difumina y así se actúa en nombre del grupo al que  pertenece: nación, equipo de fútbol, empresa, etc.; así por ejemplo, un jugador de fútbol puede hablar o actuar en nombre del club. Entre moral y ética no siempre hay armonía, en muchas ocasiones aparecen conflictos que sólo se pueden resolver vía derecho, es decir, acudiendo a la justicia y a la ejecución de sus leyes. También hay conflictos entre diferentes morales, caso típico es de los partidos políticos y aquí las tensiones son insalvables y las soluciones parciales. Por tanto no hay códigos morales o éticos que garanticen el éxito, siempre habrá que tomar decisiones difíciles y nunca al gusto de todos. La política es a la moral lo que la ética es a la medicina; si la primera procura el bien común en equilibrio con la justicia y recibe sus energías de grupos de ciudadanos con intereses que suponen ser mayoritarios, la medicina fundamenta su labor en la conservación de la vida humana o en el intento de transformación de la enfermedad en salud.

 

3.- ACTIVIDAD

1.- ¿Es lo mismo ética que moral?

2.-. Luchar y procurar lo mejor para cada uno es….

3.- Luchar y procurar la vida de otra persona es….

4.- Explica en 8 renglones qué es lo que hace a una persona mejor que otra

5.- ¿Cuál es el peor acto que podemos hacer con nosotros mismos? ¿Y con los demás?